Una habitación con vistas al futuro

Antes que nada quería agradecer a todas las increíbles personas que han participado en seminario «Youth Leadership for Advocacy» con una mención especial para los facilitadores Lluc, Aleks y Nikos, gracias a los cuales hemos podido encontrarnos más de 20 almas, llegadas de los cuatros rincones del continente, para intercambiar experiencias inspiradoras en un lugar maravilloso. 

A nuestra llegada en Vilanova nos hemos instalado en el Hotel Cesar, situado en frente del mar y donde la sola vista desde la azotea ya merece el viaje. 

El seminario empezó con juegos de presentación y con la elaboración conjunta de las reglas. En las actividades del primer día ya se pudo sentir la voluntad del grupo por compartir, con respeto y curiosidad, además del interés de todo el grupo por un tema ciertamente complejo  delicado.

Cada día ha estado lleno de aprendizajes y en cada sesión hemos sumado algo más sobre dicho tema. Hemos hablado de las oportunidades que tenemos abogando y de todas las esferas de poder donde podemos luchar por nuestras ideas. El intercambio ha sido una fuente gigante de empoderamiento, especialmente al escuchar las iniciativas realizadas por aquellos participantes más experimentados. 

En ambiente del grupo ha sido  fantástico. Durante las pausas hemos disfrutado de la playa para relajarnos o caminar en grupo, a veces hablando, a veces observando el silencio fascinante del lugar. De noche hemos salido y conocido algún bar, donde hemos probado las creaciones artesanales de cerveza, y continuado conociendo un poco más sobre nuestros países y culturas. 

Miércoles hemos compartido buenas prácticas de abogacía que han de ayudarnos a ser más eficientes abogando por nuestros derechos. 

Jueves hemos dedicado el día a practicar los aportes teóricos creando nuestra propia campaña en grupos, ejercicio extendido a lo largo de 2 días, para analizar su factibilidad, apuntando a cambiar leyes junto con diversos actores locales, con el apoyo de las herramientas que hemos compartido. 

Viernes hemos disfrutado de una visita guiada por Barcelona y de tiempo libre para caminar por sus calles, llenas de historia, momentos que han permitido reforzar una dinámica de grupo casi familiar.

Al fin de la actividad, todos nos hemos ido con la cabeza llena de nuevas ideas, nuevos conocimientos, y nuevos contactos para, de pronto, crear nuevas colaboraciones y proyectos  a nivel internacional. 

Lamentablemente no tengo aquí espacio suficiente para describir todas las herramientas y buenas prácticas que hemos intercambiado. Solo les puedo aconsejar que se informen más sobre este tema, que a mí me trajo esperanza sobre nuestro poder para cambiar las cosas.

Quiero dar de nuevo las gracias a todo el equipo y a todo el grupo de participantes que han hecho este proyecto posible. Tengo confianza en reencontrarme con todos ellos  para dar vida a nuevas iniciativas. 

Théo