¿Estoy lista para este desafío?» – SVE a Kaunas, Lituania

Labas! Mi nombre es Cristina y estoy haciendo un Servicio de Voluntariado Europeo en Kaunas. Trabajo como voluntaria en Dienos Socialinės Globos Centras, un centro de día destinado a niños con discapacidades físicas y / o mentales de entre 7 y 19 años.

Siempre me ha encantado trabajar con niños en cualquier tipo de entorno, pero desafortunadamente nunca antes tuve la oportunidad de trabajar con niños con discapacidades. Cuando estaba buscando un proyecto para participar como voluntaria, encontré muchos proyectos interesantes por toda Europa, pero este en particular me llamó la atención entre el resto. Me hizo pensar en lo satisfactorio y gratificante que sería trabajar con niños con discapacidades, así que decidí postularme para el proyecto. Tuve la suerte de ser aceptada como voluntaria y tuve la oportunidad de colaborar con Dienos Socialinės Globos Centras durante 7 meses. Y parece que el tiempo vuela porque ya han pasado 3 meses desde que llegué a Kaunas.

Mi principal preocupación antes de venir a Lituania fue pensar que tal vez no estaba emocionalmente preparada para trabajar con este perfil de niños y que la barrera del idioma no me ayudaría. Con mi primer día acercándose, me ponía cada vez más nerviosa. Pensé que este era un trabajo muy difícil, uno que solo algunos estarían dispuestos a hacer, y me preguntaba «¿Estoy lista para este desafío?»

Estoy feliz de decir que estaba completamente equivocada. En mi primer día, el centro estaba celebrando su tercer aniversario, así que fui recibida por personas alegres y amables, no solo los niños sino también los trabajadores. Recibí una muy cálida bienvenida y me encantó lo que sentí, ¡daban tanto cariño!

Desde el primer momento pude sentir que los trabajadores realmente aman su trabajo y los niños aman la forma en que son tratados. La celebración del aniversario pasó, pero esta alegría se ha mantenido desde el principio. Siempre hay algo para celebrar: un día nacional, una fiesta internacional, el cumpleaños de un niño o un trabajador… ¡He comido más pasteles en los últimos 3 meses que en todo el año anterior!

La barrera del idioma todavía es algo que me dificulta todos los días, pero estoy encontrando mi manera de enfrentarlo. Amo a todos los niños del centro y puedo decir que el sentimiento es mutuo. Hasta ahora, he aprendido que todo lo que necesitas para conectarte con ellos es el amor y la risa. No hay espacio para el miedo cuando trabajas con niños con discapacidades. Son solo niños con sus propias necesidades (como cualquier otro niño) que solo pueden darte alegría y gloria. A pesar de no hablar lituano (¡aunque estoy haciendo lo mejor que puedo!), con el lenguaje corporal, la expresión facial y las útiles palabras lituanas que he aprendido hasta ahora, puedo decir que ha sido suficiente para ellos aceptarme como parte del grupo.

En otras palabras, me alegro de no haber dejado que mis temores me echaran para atrás porque me hubiera perdido una de las mejores experiencias que he tenido hasta ahora. Estoy muy agradecida de haber tenido la oportunidad de venir y ser voluntaria en Dienos Socialinės Globos Centras. Todavía me quedan 4 meses más en el centro, tiempo en el que espero seguir aprendiendo, compartiendo conocimientos y momentos hermosos con todos los miembros del centro, mientras trato de ser lo más útil posible.

Cristina.