¿Qué nos puede aportar una formación europea?

‘El agua es un mensaje del universo’

Masaru Emoto

Masaru Emoto fue un científico japonés conocido por sus controvertidas afirmaciones que las palabras, oraciones, sonidos y pensamientos dirigidos hacia un volumen de agua influirían sobre la forma de los cristales de hielo obtenidos de la misma. Según Emoto, la apariencia estética de los cristales dependería de si las palabras o pensamientos sean positivos o negativos.

La cultura japonesa, al igual que su filosofía, siempre ha estado marcada por una profunda sabiduría difícil de poder entender si no se tiene una mente muy abierta. Su legado filosófico, cultural, mágico y espiritual ha atrapado millones de adeptos durante años, y hoy, esta profunda cultura tiene mucho para ofrecer, tanto como cada país que visitamos.

‘Los ríos profundos fluyen en silencio.’

El agua nos quiere decir algo, de ahí fluye, salta y se agita como un niño cuando no se lo haces caso. El agua recuerda los lugares donde ha estado, y eso lo transmite en la forma de sus cristales de una manera mágica, porque, ¿acaso no somos agua? Agua que siente, piensa, duda y se emociona.

Cada país que viajamos nos transmitirá una sensación diferente, emociones que harán vibrar nuestros órganos vitales, y de alguna manera nos aportarán un poco más de conocimiento. Nos emocionaremos, pensaremos en como de curioso es el país donde nos encontramos e intentaremos vivir su esencia hasta el final. Viajar nos aporta nuevas maneras de entender, de percibir, y de hacer. Por este mismo motivo, viajar ya es una razón clara, contundente e interesante para poder participar en una formación internacional.

Procura que el viaje en sí te emocione y mientras llores recordando las emociones transmitidas, las lágrimas salten cristalinas, reteniendo en la memoria, la inmaculada lágrima de un momento muy especial.

‘La tristeza es como un vestido rasgado: hay que dejarlo en casa.’

La vida fluye como el agua. Es necesario saber que el agua nunca pasa solamente por parajes idílicos, también para lugares contaminados, rocosos, poco cuidados y no demasiado claros, y eso, es precisamente también la vida. Aprendemos a través de la experiencia, y menos mal que la experiencia es un grado más y que, por lo tanto, todo conocimiento nos aportará algo más de conocimiento.

Se dice que muchas personas optan por viajar como válvula de escape a una época o rutina asfixiante, y ciertamente, una de las razones como es ésta, es real como la vida misma. Si marchas, deja las energías oprimidas y opacas en casa, disfruta, sonríe en todo momento, y fluye el presente para poder comprender todo lo que la magia de unos días nos puede aportar a nivel personal. 

‘Para aprender algo lo principal es que a uno le guste.’

Una formación internacional, nos aportará incalculables conocimientos, momentos, recuerdos y alegrías. Si el interés está, mucho mejor. Cada pequeño grano de arena ayudará a formar una montaña notable de nuevasinquietudes. La clave para conseguir que el momento presente sea emotivo, es el siguiente: ‘Para ligar, la primera norma para que las cosas fluyen, es la máxima predisposición’, aplica este consejo a una formación de Erasmus +.

‘Hasta el viaje más largo comienza con un solo paso.’

En todo momento, sé consciente de que toda nueva experiencia puedes ser una puerta a la novedad, en cambio, a las nuevas vivencias, a un nuevo rumbo que no hubiéramos descubierto si no hubiera sido por nuestra participación en la formación. Recuerda que todo pasa por algo en esta vida, y que, aunque hoy no nos seamos plenamente conscientes,

 con los años todo tendrá un sentido perfecto hasta crear un increíble rompecabezas. Nunca te cierres a nada, y, siempre, es de sabios, mantener una mente abierta, tolerante y dispuesta a descubrir nuevos horizontes. Mientras estemos vivos, la ilusión no se debe perder.

«Quizás tengas que quedarte quieto, ya sean flores de cerezo o de espino. Algunos dicen que al amor no le gustan los caminos más cortos «. 

Dicen, los abuelos y las personas experimentadas, que el amor, en todas sus vertientes, llega por arte de magia. Amor a las nuevas aptitudes adquiridas, los múltiples saberes, y quizás a personas que nos despiertan sentimientos y emociones más experimentadas con anterioridad, pueden aportarnos sencillamente lo más hubiéramos querido en un momento dado de nuestra vida.

Participar en una formación internacional es imprescindible para vivir, experimentar, crear, aprender y sentir las incontables emociones que la vida nos puede regalar. Anímate, el saber no ocupa lugar, y recuerda, tu cuerpo, el cual es agua, siempre nos dará un mensaje, que será nuestra clave, para entrar en el universo; no será rápido, pero habrá valido la pena.

Comments are closed.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies